domingo, 11 de agosto de 2013

Sorpresas

Ya te he contado la decepción que me llevé al volver de Japón sin apenas material.
Tal era mi disgusto que Marcos, quien nos movió y nos mostró el país, aprovechando que se quedaba unos meses más allí, se ofreció a comprar y enviarme varias cosas.
 
Y lo acabo de recibir.
 
 
Todo era sorpresa... y ¡todo me encanta!
 
Han venido unos pliegos de papel con laminillas de oro:
 
 







 
 
 
 
 
 
 
Unos shikishis de varios tamaños con color:
 
 
 
 
 
Y otros más grandes que nunca había visto:
 
Dos conjuntos de 3 tanzakus:
 
 
 
 
Y un grupo de papel grueso con dibujos de sellos:
 
 
 
 
 Lo dicho, que todo me encanta; y que te iré mostrando cómo lo empleo.  

¡A ver cómo quedan!

4 comentarios:

  1. Seguro que van a quedar genial!!!

    Susana

    ResponderEliminar
  2. Muy chulo, ahora falta que les des tu toque

    ResponderEliminar
  3. Papeles de Japón en tus manos se convertirán en joyas

    ResponderEliminar